Nihil novum sub sole o Déjà vu

viernes, abril 25, 2008

Siempre aquí

Animales ceremoniosos como somos, me uno a ese mar de recuerdos de todos a los que Octavio Paz nos dio un destello.

Debo a Julio Cortázar haberme descubierto a Paz. Un capítulo de su novela Rayuela está compuesto por este poema. Me dije que alguien que intuía eso que luego supe que le llamaban "otredad" (la esencial heterogeneidad del ser, en palabras de Antonio Machado), había que leerlo. Y no he dejado de hacerlo desde entonces. Este es el poema:

AQUÍ

Mis pasos en esta calle
Resuenan
En otra calle
Donde
Oigo mis pasos
Pasar en esta calle
Donde
Solo es real la niebla

Octavio Paz

7 Comments:

  • pasos reales en calles llenas de nieblas

    un beso

    lágrimas de mar

    By Blogger lágrimas de mar, at 8:44 a. m.  

  • Rayuela es una obra de arte inabarcable. Me gusta Cortázar y Paz, geniales escritores. Un saludo.

    By Blogger Capri c'est fini, at 2:01 p. m.  

  • lágrimas, gracias por tu beso.

    capri, también me parece que ambos son escritores complementarios. Gracias por el saludo.

    By Blogger Óscar, at 2:59 p. m.  

  • Muy bueno tu post, me ha gustado mucho, un besito

    Pasión

    By Blogger Pasion_intima, at 10:22 a. m.  

  • Gracias, Pasión, es muy íntimo tu comentario. Un beso

    By Blogger Óscar, at 3:25 p. m.  

  • Grande Octavio... un transeúnte infatigable.

    X

    By Blogger Madame X, at 6:11 a. m.  

  • Madame X, un gusto exquisito su visita, como siempre. Paz me dejó la sensación de que era Adán, su mirada, sus preguntas siempre fueron como de primera vez en la vida!

    Un beso exquisito para ti, Madame.

    By Blogger Óscar, at 10:03 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home